HISTORIA

Corría 1890 cuando Santiago Gómez, mi bisabuelo, puso en marcha este establecimiento de venta de pescado fresco y marisco. Hoy La Astorgana, este puerto de mar situado en Madrid, no solo representa la historia de cuatro generaciones, iniciada por el Gran Maestro de la Hostelería Don Ángel García Gómez, mi padre, y por mi madre, sino la historia de un futuro presente.

Don Ángel García Gómez también compró Pescaderías Coruñesas, y años más tarde en 1975, se las confió a su mimado Evaristo, su hermano pequeño al que enseñó todos sus conocimientos y que ya no tuvo que sufrir la dureza y lucha diaria de una actividad incesante con clientela de los mejores Hoteles, Paradores y Restaurantes que Don Ángel García creó con trabajo infatigable, teniendo las más altas condecoraciones y premios nacionales al trabajo y Empresariales.